Sustancias que no sabias que producen testosterona, te sorprenderán

1

En este artículo vamos a mostrar tres artículos publicados en la revista Steroids. En ellos se habla sobre tres sustancias de la vida cotidiana, que probablemente no tenías ni idea que podían tener algún efecto sobre los niveles de testosterona.

ANALGÉSICOS SIN RECETA: EL IBUPROFENO Y EL DICLOFENACO

1

Según un estudio finlandés-sueco de 2009 (1), realizado in vitro, el ibuprofeno y el diclofenaco producen un estímulo en los niveles de testosterona. No sólo eso: pueden ser utilizados para enmascarar los resultados de los tests de dopaje en usuarios de testosterona sintética (EAA).

Nota del Traductor – Quisiera, no sólo recordar que ni el traductor ni la web apoyan estas prácticas, sino asegurar que los tests de dopaje ya se han actualizado.

Veamos las razones de estos dos efectos…

En la destrucción de la hormona testosterona hay dos enzimas clave: UGT2B17 y UGT2B15. Su función es “pegar” moléculas de glucosa a (o dicho de una forma más correcta, glucosilar) las moléculas de testosterona. De esta forma, los riñones pueden eliminarlas. Cuando una de las dos enzimas funciona mal o trabaja menos, entonces se produce un aumento en la testosterona que circula por el cuerpo.

Hay personas en las que la enzima UGT2B17 funciona mal. Estas personas pueden tomar altas cantidades de testosterona sintética sin que esto aparezca en los tests de dopaje. La razón es que los tests estudian la proporción entre testosterona glucosilada y epitestosterona glucosilada en la orina. Por tanto, si una de las enzimas dedicadas a glucosilar la testosterona no funciona bien, esta disminuirá, y los tests anti-dopaje no podrán detectarla.

Vamos ahora al terreno de los estudios. Los investigadores querían saber como afectaban estos dos analgésicos a la glucosilación de la testosterona. Se añadieron concentraciones de ambos analgésicos a tubos de ensayo donde se encontraba la enzima UGT2B17 y testosterona, y se midieron los resultados. Ambos analgésicos inhibieron la glucosilación de la testosterona, pero no de la epitestosterona.

Sin embargo, aunque pueden tener un efecto ergonómico si se toma después del entrenamiento en atletas mayores, este efecto no se da en atletas jóvenes.

1

TÉ VERDE: NO SÓLO COMO TERMOGÉNICO

Seguramente, muchos de los lectores habrán usado el té verde como termogénico en sus dietas de definición. Sin embargo, aquí mostraremos un estudio reciente de la Universidad de Kingston (Londres), que será publicado en Steroids el próximo mes (2), el cual dice que la suplementación pre-entreno con té verde (y con cacao) puede aumentar levemente los niveles de testosterona.

A raíz del estudio que mostramos anteriormente, los investigadores pensaron que estos efectos podrían encontrarse también en sustancias de la comida. Los polifenoles, como la epicatechina, encontrada en el té verde y el cacao, y EGCG (epigalocatequin galato), presente en el té verde, inhiben montones de enzimas. ¿Por qué no la UGT2B17?

Además, la concentración de estos fenoles puede ser muy alta en el cuerpo humano. Si bebes siete tazas de té verde al día, la concentración de ECGC en tu cuerpo puede ser de 21,2 nanomoles por litro de sangre (3), similar a la testosterona de un hombre adulto.

De acuerdo a un estudio de 2002 de la Universidad de Nueva Jersey, la concentración de estos fenoles alcanza su mayor concentración 1 o 2 horas después del consumo de extracto de té verde. (4)

Se hizo un experimento con varios tipos de té, en un tubo de ensayo, y se comprobó que inhibían la glucosilación de la testosterona por medio de la enzima UGT2B17. Concretamente, el té blanco demostró ser el más efectivo.

Tras estudiar los diferentes polifenoles, los investigadores determinaron que el EGCG era el inhibidor de la enzima UGT2B17 más potente, y que funcionaba de forma parecida al ibuprofeno y al diclofenaco.

  1. Steroids. 2009 Nov;74(12):971-7.
  2. Steroids. 2012 May;77(6):691-5.
  3. J Am Coll Nutr. 2005 Oct; 24(5): 342-6.
  4. Cancer Epidemiol Biomarkers Prev. 2002 Oct; 11(10 Pt 1): 1025-32.

    Fuentes:
    www.ergo-log.com/testosteroneibuprofen.html
    www.ergo-log.com/teatboost.html