Suplementos quemadores de grasa

Lo primero que hay que saber es que existen dos tipos de quemadores de grasa:

Los termogénicos: Tienen un mecanismo de acción para mantener el metabolismo acelerado, lo que implica directamente una mayor quema calórica a lo largo del día. La acción termogénica significa transformar en energía las calorías provenientes de la grasa corporal y la alimentación.

El metabolismo es la cantidad de energía que el cuerpo utiliza (quema) para mantenerse activo. La velocidad con el que el cuerpo quema calorías es llamada “tasa metabólica”. La tasa metabólica de cada uno es determinada en gran parte por las características genéticas.

“Algunas personas tienen un metabolismo lento, y con ello hay dificultad para adelgazar y mantenerse delgadas, potenciando enormemente la acumulación de grasa. Otras tienen un metabolismo mediano y algunas pocas privilegiadas tienen un metabolismo rápido. Pero en cualquier caso es posible aumentar la tasa metabólica”, señala Italo Grottini, nutricionionista de Nutratech.cl.

Los lipotrópicos: El profesional explica que son aquellos que ayudan a descomponer las moléculas de grasa durante el metabolismo, actuando como catalizadores, reduciendo así el exceso de grasa acumulado en hígado y en otros tejidos corporales.

Pero ¿cómo se debe complementar el uso de los quemadores de grasa?

Italo Grottini explica que un quemador de grasa marca la diferencia sí o sí. Las fórmulas contenidas en ellos son cada día más efectivas, pero siempre debe ir acompañada su ingesta con una dieta balanceada y en lo posible actividad física regular.

“Como especialistas siempre recomendaremos el correcto consumo de alimentos nutritivos y sanos con planes de dietas bien estructuradas. Cada quemador está diseñado para un uso continuo durante un mes, casi siempre en dos tomas diarias. Es ideal que la persona que lo está usando mantenga un plan alimenticio bien guiado, para que cuando finalice el uso del producto siga comiendo bien”, señaló el experto.

Tampoco debemos olvidar la importancia del ejercicio a la hora de complementar un quemador de grasa. El papel del oxígeno en nuestra sangre al momento de ejercitarnos juega un rol fundamental a la hora de usar grasa como fuente energética, sin contar que durante la actividad corporal se activa la tasa metabólica, liberando naturalmente hormona de crecimiento.

Algunas recomendaciones de Grottini para elegir un buen quemador de grasa y no equivocarse:

– Antes de consumir cualquier producto debemos conocer nuestro estado de Salud.

– Nunca debe ser consumido por embarazadas o en periodo de lactancia, ni por menores de 18 años. Aquí somos enfáticos con estos productos o cualquier suplemento alimenticio, precisa el experto.

– En el caso de los quemadores termogénicos, no deben ser tomados por quienes posean problemas a la Tiroides (principal regulador del metabolismo), ni por aquéllos que tengan, en cualquier nivel, hipertensión.

– En cuanto a los quemadores lipotrópicos, no hay excepción alguna, cualquiera puede tomarlos.

– Sólo hay 2 tipos de quemadores de grasa, los mencionados anteriormente. No existe uno mejor que otro, sólo debemos hallar el que está en mayor concordancia con nuestras metas.

– Un buen quemador de grasa se puede conseguir en tiendas especializadas en suplementación, en las que a la vez te puedes llevar una excelente asesoría por especialistas entendidos en nutrición estético-deportiva.

– Y por último tener mucho cuidado, ya que en el comercio informal puedes encontrar buenas alternativas, pero te arriesgas enormemente a obtener un producto falsificado o adulterado, lo que sí sería un riesgo inminente para tu salud.

Leave a Reply